EXPERIENCIAS DE LUCHA POR LA PAZ
Y HORIZONTES DE FUTURO EN AMÉRICA LATINA
(en el XXV aniversario del martirio de Mons. Óscar Romero)

José Manuel Mira

Prof. Análisis Matemático - Univ. Murcia · Foro I. Ellacuría · Comité O. Romero

 

Conferencia de Joseph Mulligan: Experiencias de lucha por la paz

Con motivo del XXV Aniversario del martirio de Mons. Óscar Romero, se celebraron dos conferencias en colaboración con el Comité Óscar Romero. El 17 de marzo de 2005 en el Hemiciclo de la Facultad de Letras, la conferencia Joseph Mulligan bajo el título Experiencias de lucha por la paz estuvo dedicada a presentar una serie de luchas y hechos que ponen de relieve el papel que desempeñan, y han desempeñado históricamente, determinados grupos minoritarios de poder económico en Estados Unidos, cuya notable capacidad de presión política, directa o indirecta, les permite utilizar en beneficio propio los recursos e instrumentos del estado, en particular su poderoso ejército y la influencia política y económica que el gobierno de Estados Unidos es capaz de ejercer sobre el resto de las naciones. El respeto a la verdad y a los derechos humanos quedan supeditados a los intereses de esta minoría de poderosos, y del gobierno de Estados Unidos a su servicio: se miente a la población, se viola el derecho internacional y no se duda en matar, cuando conviene a sus intereses. La guerra «preventiva» de Irak y la situación en las cárceles de Guantánamo son un claro ejemplo.

Como señaló una persona de la audiencia, al acabar la conferencia, ese marco general no es novedoso para muchos de los que allí estábamos; sin embargo escuchar los análisis en boca de un estadounidense, comprometido en la denuncia de esas violaciones de los derechos humanos y en la lucha por la paz, que ha sufrido cárcel a causa de ello, y que además fundamenta documentalmente su discurso, hace que éste tenga una significación especial.

¡Cerremos la Escuela de las Américas!

Presentó Mulligan la lucha que se mantiene para conseguir cerrar la Escuela de las Américas (http://www.soaw.org), instalación militar del ejército de EEUU en Fort Benning (Georgia) en la que han sido entrenados muchos soldados y oficiales de los ejércitos latinoamericanos, en técnicas de contrainsurgencia, comandos de guerra psicológica, técnicas de interrogación e inteligencia militar, que participaron sistemáticamente en asesinatos, torturas, desapariciones, violaciones y masacres de cientos de miles de seres humanos en América latina durante los últimos años. Por ella pasaron once dictadores latinoamericanos (Noriega y Rios Montt entre ellos) relacionados con violaciones de derechos humanos, torturas y persecución de movimientos populares en América Latina.

Mulligan señaló que «en 1996 el Pentágono admitió que se habían utilizado manuales de tortura en ese entrenamiento, y ahora vemos que los militares estadounidenses están practicando la tortura contra sus presos en Irak.»

Aproximadamente 10.000 personas participaron en la protesta contra la Escuela de las Américas del Ejército Estadounidense (SOA en inglés, ahora conocido como el Instituto del Hemisferio Occidental para la Cooperación en Defensa – WHISC) durante el fin de semana del 21 al 23 de noviembre de 2003.

El domingo 23 se realizó una procesión solemne durante la cual todos respondieron «presente» a los nombres de miles de víctimas de la represión militar. Mientras tanto un grupo que había decidido entrar en la base para presentar su mensaje empezaron la acción. Aproximadamente una treintena de personas fueron arrestados por la policía militar por haber tratado de entrar en la base por diferentes lugares. Entre ellos estaba Mulligan y otros dos sacerdotes norteamericanos. En el mensaje se decía:

Después de pasar 24 horas en la cárcel, fueron liberados bajo fianza y tuvieron que regresar a la corte federal en Columbus, estado de Georgia, en enero de 2004 para el juicio, enfrentándose a una pena máxima de 6 meses de prisión. Mulligan fue condenado a tres meses de prisión por haber entrado caminando unos metros en la base militar. Al entrar en la cárcel inició una huelga de ayuno declarando:

La lucha para cerrar la Escuela de las Américas continúa y Mulligan la enmarcó en un análisis global del imperialismo estadounidense, con referencia a la guerra de Irak, a las violaciones de los derechos humanos en las cárceles de Guantánamo1, a los atentados del 11M en Madrid2, al Tratado de Libre Comercio de las Américas...

Insumos históricos para un análisis del imperialismo estadounidense

Nos presentó también Mulligan una serie de documentos que denomina «Insumos históricos para un análisis del imperialismo estadounidense» comentando con mayor detalle algunos de ellos. Nos limitamos aquí a reproducir la versión en español de dichos documentos3.

I. La invasión de Irak: un crimen premeditado desde años atrás

Una carta importante al Presidente Bill Clinton fue enviada en 1998 desde el Proyecto para el Nuevo Siglo Americano (Project for the New American Century) —una organización derechista con mucha influencia en el gobierno de George W. Bush—. Firmada por Donald Rumsfeld, Paul Wolfowitz, Elliott Abrams, John Bolton, Robert B. Zoellick, y otros que luego llegarían a ser altos funcionarios en el gobierno de George W. Bush, la carta muestra sus intenciones, en 1998, de sacar a Saddam Hussein del poder, por acción militar si fuera necesaria. También expresan su interés en el petroleo. Al llegar al poder con Bush en enero del 2001, esperaban su «Maine» o su Pearl Harbor para llevar a cabo sus planes.

Extractos de la carta

26 de enero del 1998
Excmo. Sr. William J. Clinton
Presidente de los Estados Unidos
Washington, DC
Sr. Presidente:

II. Construyendo un caso contra Saddam Hussein para justificar los planes de invasión

Richard A. Clarke, colaborador de Reagan en temas de contra-terrorismo, Director de agencia en el gobierno de Bush en el primer período y autor del libro «En contra de todos enemigos: dentro de la guerra de América contra el terrorismo» fue entrevistado por CBS «60 Minutes» el 21 de marzo del 2004. Lo que sigue pertenece a la entrevista.

III. El propósito de la política exterior de los EEUU: proteger su posición económicamente privilegiada

Tomado de: PPS/23: «Revista de tendencias actuales en la política exterior de EE.UU», memorando escrito por Embajador George Kennan, director del equipo de planificación de política en el Departamento de Estado, al Secretario del Estado George Marshall, 1948, publicado en Foreign Relations of the United States, 1948, Volume I, pp. 509-529:

IV. Un Mayor General del Cuerpo de Marina de los E.E.U.U. reconoce su participación en invasiones imperialistas

Extracto de un discurso dado en 1933, por el Mayor General Smedley Butler, Cuerpo de Marina de EE.UU. Nacido en 1881. Condecorado con dos Medallas de Honor del Congreso por la captura de Vera Cruz, Mexico, 1914, y por captura de Ft. Riviere, Haiti, 1917. Medalla de Servicios Distinguidos 1919. Retirado el 1 de octubre de 1931 y Candidato Republicano al Senado en 1932. Muerto en el Hospital Naval, Philadelphia, 21 de junio de 1940.

Tomado de «Los Costos de la Guerra», por Clark Stooksbury, Chronicles Magazine, julio 2002.

V. John D. Negreponte – Manipulador de la Inteligencia

John D. Negroponte, actual embajador de los EEUU en Irak, ha sido nombrado por el Presidente Bush para el nuevo puesto de director de inteligencia de los EEUU. Negroponte fue embajador de los EEUU en Honduras 1981-85. El siguiente documento oficial muestra que él, para asegurar que la ayuda militar de su gobierno al gobierno hondureño siguiera llegando, manipulaba y ocultaba la inteligencia sobre violaciones de los derechos humanos por parte del ejército hondureño. El gobierno de George W. Bush también manipulaba la inteligencia sobre Saddam Hussein para justificar su invasión de Irak.

Informe del inspector general de la CIA (extractos)

En septiembre 1998 la CIA (Agencia Central de Inteligencia) desclasificó y entregó al gobierno hondureño el Informe del Inspector General de la CIA titulado Asuntos seleccionados en relación con las actividades de la CIA en Honduras en los años 80, con fecha 27 de agosto de 1997. En lo siguiente, las rayas indican tachaduras hechas por los censores de la CIA.

 


 

Carlos Fazio: Horizontes de futuro en América Latina

El 18 de abril en la Sala de Grados de la Facultad de Derecho tuvo lugar la conferencia de Carlos Fazio con el título Horizontes de futuro en América Latina. Las primeras palabras de Carlos Fazio fueron para fijar el marco de su charla: su análisis sobre lo que está pasando en América Latina (AL) se realiza desde una determinada perspectiva, desde una determinada comprensión de la realidad y de un posicionamiento frente a ella, pero está basado en datos objetivos, públicos y verificables.

Un análisis sobre AL requiere tener presente a EE.UU., porque desde la guerra de Cuba, la sombra de EE.UU. se proyecta sobre los diferentes golpes militares en centro y sur América. El triunfo de la revolución cubana alimenta las luchas y las esperanzas de diferentes movimientos sociales. Para frenar el virus de la revolución, el presidente Kennedy creó la Alianza para el Progreso, con ciertos vínculos con el actual ALCA, en un intento para frenar la insurgencia de movimientos sociales, no sólo los de inspiración comunista, socialista... sino también los movimientos campesinos. Incluso llega a instrumentalizar algunos partidos democristianos de la región, como el de Chile y Venezuela, para proponer algún tipo de reformas agrarias como vía alternativa a las que se estaban realizando en Cuba.

En esta época había varias guerrillas en la región. Al golpe de estado militar en Brasil en 1964 sigue una serie de golpes militares, de factura estadounidense, que hacen de los años 70 y 80 la larga noche de las dictaduras militares en AL, con tortura sistemática, desapariciones, encarcelamientos de miles de personas, exilio...

Ahora EE.UU. está aplicando de forma directa la política de las dictaduras militares. En las cárceles de Irak y Guantánamo experimenta nuevas formas de tortura e indefensión jurídica. El paradigma de la democracia utiliza la «guerra preventiva» y se sitúa al margen de Naciones Unidas.

El poder militar de EE.UU. no tiene actualmente rival; pero en lo económico siente la rivalidad de la Unión Europea y de los países del Extremo Oriente (Japón y China, principalmente, pero también India). China, de hecho, podría llegar a ser también un competidor en lo militar. América Latina es percibida como el patio trasero, lo que lleva a EE.UU. a ir generando una serie de proyectos que utilizan a AL en función de sus intereses económicos y estratégicos, cuyos objetivos fundamentales son: la energía (petróleo y gas natural) el agua y la biodiversidad.

La crisis del petróleo de 1973 por el boicot de los países productores lleva a Ronald Reagan en su campaña electoral de 1979 a plantear un mercado energético común de América del Norte. Canadá tiene importantes yacimientos de petróleo y gas natural y también en Chiapas se descubren yacimientos de petróleo en la época en que la guerrilla zapatista estaba naciendo. Hubo presiones para que México privatizara el petróleo, pero México, que había conseguido la nacionalización del petróleo, se opuso y el petróleo quedó fuera del tratado, como también quedó fuera el sector trabajo y miles de mexicanos atraviesan como inmigrantes ilegales la frontera con EE.UU.

El Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA), extensión a Centro y Sur América del tratado firmado por los países de Norte América, publicitado como un espacio comercial ventajoso para todos, es sólo un proyecto asimétrico, en función del gran capital, con casa matriz en EE.UU. Después de 11 años del tratado con EE.UU. y Canadá, la experiencia mexicana es muy elocuente. México, que en los 90 era un país autosuficiente en materia alimentaria, ha roto su cadena alimentaria y ahora necesita importar de EE.UU. materias básicas. El tratado que, supuestamente, iba a suponer la entrada de México en el primer mundo, ha traído como consecuencia que muchas pequeñas y medianas empresas han tenido que cerrar, que el desempleo, la marginalidad, el trabajo informal y la terciarización hayan crecido significativamente.

Paralelamente EE.UU. comenzó a diseñar lo que se conoce como el Plan Puebla Panamá, un proyecto estratégico con distintos componentes para crear una zona abarca todos los territorios que atraviesa una línea imaginaria entre la ciudad mexicana de Puebla y el Canal de Panamá. Abarca 9 estados mexicanos y los países centroamericanos hasta el Canal.

Para la parte sur del continente se proyecta el Plan Colombia. En Colombia hay dos guerrillas las FARC, con 40 años de antigüedad y con base social en un 42% del territorio y el Ejercito de Liberación Nacional de inspiración guevarista. Ya no sirve la misma estrategia utilizada durante las dictaduras para tener presencia militar estadounidense en la zona, porque el Senado de EE.UU., tras la experiencia anterior, ha puesto limitaciones para brindar ayuda militar a los países de la región. Los militares están en los cuarteles, la democracia se extiende y las dictaduras de años anteriores adquieren nuevo rostro. Hay que rediseñar la estrategia, se requieren nuevos enemigos y así aparece el narco-tráfico y el narco-terrorismo que da pie a una asesoría y presencia militar estadounidense en Colombia7. Pero eso es una falacia, porque el narco funciona gracias a que el dinero se integra en la economía legal a través de la banca latinoamericana de capital estadounidense. ¿Qué hay en Colombia, especialmente en la zona del Chocó, que impulsa la presión sobre los campesinos para que se desplacen? ¿Cómo se realiza esa presión? Colombia tiene mucha agua dulce y es una de las zonas más ricas en biodiversidad del continente. Se han previsto emplazamientos turísticos, industrias madereras y grandes negocios, lo que requiere limpiar la zona de campesinos. La presión se realiza a través de grupos paramilitares que representan la terciarización de los conflictos a través de empresas privadas de mercenarios, subcontratas de combatientes (policías, soldados) de diferentes guerras. Se ve en varios lugares del continente y también se vio en Europa en la guerra de la ex-Yugoslavia. Además es conveniente, y así se ha hecho, comprometer a otros países para tener respaldo en las acciones que interese realizar.

Otro de los ingredientes que Fazio presentó fue la deslocalización del Comando Sur (algo similar a la OTAN para el control militar de la zona), consecuencia de los acuerdos Carter-Torrijos que fijaban que las bases militares tenían que abandonar Panamá antes de finalizar 1999. La experiencia acumulada en la guerra del Golfo mostró la eficacia de una red de bases y aeródromos para la acción de tropas de despliegue rápido, lo que lleva a EE.UU. a ir configurando una red de pequeños aeródromos civiles preparados y estratégicamente distribuidos para su uso por tropas de despliegue rápido, cubriendo un triángulo que amplía el espacio geográfico abarcado por el Comando Sur desde las bases de Panamá. Uno de los nodos de la red se sitúa en sendas islas frente al Golfo de Maracaibo, otro en una base de El Salvador que ya utilizó EE. UU. durante la guerra de los 80, otro es una base subarrendada en Ecuador en la zona del Pacífico y otro nodo se encuentra en Brasil donde, con el gobierno de Lula, ha conseguido subarrendar una base en Alcántara, cerca de Arrecife.

Acabó esta parte de su exposición indicando un nuevo hecho. Poco después del ataque a las Torres Gemelas y la invasión de Irak se comenzó a hablar en la prensa de lo que se denominaba «la triple frontera», una zona medio selvática cercana a Iguazú, en la frontera entre Argentina, Uruguay y Paraguay. Porque, en este remoto lugar, se habían descubierto «células dormidas» de Al Qaeda entre los comerciantes de origen árabe, establecidos allí más de 100 años y dedicados al contrabando fronterizo. Era necesario señalar al enemigo islámico en la zona en la que se encuentra el segundo mayor acuífero de agua dulce del mundo: Guadalín. En resumen, si dibujamos en un mapa los movimientos de EE.UU., las intervenciones, las bases militares, las lugares sobre los que existen campañas mediáticas... y en otro los recursos importantes, energía (petróleo, gas natural, electricidad), agua, biodiversidad... y los superponemos, existen enormes concordancias entre ambos mapas.

En la segunda parte de su charla Fazio señaló que este escenario tan caótico, sin esperanza, sin futuro, no agota la realidad, que esa no es la única cara de la medalla. Después que cayeron las «iglesias» comunistas, de que se desmoronó el socialismo y se instaló la dictadura del pensamiento único. Después que se nos dijo que estábamos en el mejor de los mundos posibles de toda la historia de la humanidad, que el capitalismo había ganado y que esto suponía el fin de las ideologías; que tenemos que subirnos al carro de la gobalización neoliberal y gozar de ella; después de que el dios mercado había llegado y ya nada se le podía resistir... después de todo eso surge la guerrilla campesino indígena del Movimiento Zapatista en Chiapas, que coincide en el tiempo con otros movimientos campesinos como el Movimiento de los Sin Tierra en Brasil o los Movimientos Campesinos de Bolivia y Ecuador.

En el caso de Bolivia tenemos el Movimiento Cocalero que ha sido también estigmatizado por la propaganda, cuando el cultivo de la hoja de coca es un cultivo tradicional que ahora realizan muchos antiguos mineros reconvertidos en campesinos al comprar tierras con las indemnizaciones recibidas cuando las minas fueron privatizadas. Y ante la imposibilidad de comercializar los productos tradicionales han derivado su producción hacia la coca que sí tiene salida. Es un movimiento organizado de campesinos muchos de los cuales tienen, o tuvieron, militancia comunista, socialista... que cuentan con representación parlamentaria, que ha protagonizado una guerra del gas, en la que estuvo involucrada Repsol (que pretendía exportar gas natural a EE.UU. y México), que provocó la huida del Presidente Sánchez de Losada. Otro movimiento social hace salir a la compañía francesa que administraba con precios abusivos el agua en La Paz zona de El Alto en lo que se ha dado en llamar la guerra del agua. Ese campesinado plantea una ley de hidrocarburos para gravar con impuestos a las empresas multinacionales que explotaban las reservas sin pagar a penas.

En Argentina, un país hundido, es elegido presidente Néstor Kirchner que se sale del libreto de negociación con el FMI y el BM, perros guardianes de los intereses de EE.UU. y los poderosos, y les planta cara en el tema de la deuda externa. Algo consiguió pero el solo hecho de romper el «contra esto nada se puede hacer» ya es importante. Y ante una subida notable de las compañías Shell y Esso del precio de las gasolinas llamó a un boicot contra las compañías; la población realizó cortes de tráfico, tomó gasolineras y al final tuvieron que volver al precio original. Es insólito que un presidente convoque al boicot. Estas cosas antes no pasaban. La presión popular está llevando a estos actos de dignidad en algunos gobernantes.

En el caso Venezuela hay una experiencia muy rica en términos de democracia directa, aunque el poder de los medios de comunicación, en manos de intereses bien concretos, la esté ocultando, proyectando incluso una imagen negativa sobre el presidente Chaves democráticamente elegido, contra el que el empresario Cisneros, dueño del Canal 7 de Venezuela, orquestó una campaña de desprestigio y estigmatización, llegándose a montar un golpe por parte del empresariado venezolano apoyado por USA (y por Aznar subsidiariamente, según fue denunciado). El apoyo de la población y la acción de los militares constitucionalistas hicieron que Chaves fuera restituido como presidente democráticamente elegido. Al golpe siguió una huelga empresarial de más de un mes, con la que se trató de impedir la producción y exportación de petróleo, principal fuente de riqueza, dificultando incluso la circulación de los alimentos básicos para la gente. Chaves logró restablecer la producción y distribuyó alimentos a precio bajo. La población apoyó a Chaves y la huelga no consiguió su objetivo. La duplicación de los precios del petróleo supone una entrada adicional de recursos sobre los presupuestos, que Chaves está redistribuyendo en proyectos de corte social, salud pública, reforma agraria y distribución de insumos y semillas. Pero todo esto está siendo ocultado por los medios.

Otro proyecto muy interesante es la Comunidad Sudamérica de Naciones que nació hace unos meses en Ayacucho (Perú) impulsada por los presidentes Lula (Brasil), Kirchner (Argentina), Chaves (Venezuela) y Vázquez (Uruguay). Se trata de crear un área comercial y de cooperación, con el objetivo de hacer prosperar la Comunidad, que cubre 17 millones de kilómetros cuadrados e incluye a 360 millones de habitantes, constituida por países, más o menos, simétricos. El proyecto gira en torno a una serie de ejes, siendo los más destacados los siguientes:

En resumen, frente a todos los proyectos imperialistas de EE.UU., que no sólo tienen que ver con AL, sino con el mundo en su conjunto, hay una serie de movimientos, de luchas sociales, de articulación desde la base, de democracia directa, sin recurrir a los partidos políticos tradicionales, que con frecuencia olvidan sus promesas finalizadas las elecciones, para ir construyendo algo diferente, algo desde abajo. Para tratar de llevar a efecto el «mandar obedeciendo» del Movimiento Zapatista.

 


NOTAS:

  1. Cuando estas notas fueron escritas, Joseph Mulligan, Desmond Tutu (Arzobispo Emérito de Cape Town, Sudafrica, y Premio Nobel de la Paz 1984), Adolfo Pérez Esquivel (Argentina, Pemio Nobel de la Paz en 1980) y varias personas más mantienen un ayuno en solidaridad con los presos en la prisión militar estadounidense en Guantánamo reclamando que sean tratados con el «debido proceso» según la ley y con respeto a sus derechos como seres humanos y prisioneros.

  2. «Yo, como ciudadano estadounidense en visita en España, estoy obligado moralmente a denunciar la responsabilidad que mi gobierno comparte por el ataque terrorista del 11 de marzo del año pasado y también denunciar el terrorismo (masacres de civiles, tortura de presos) que el gobierno de Bush está practicando en Irak.»

  3. La versión inglesa en www.comitesromero.org/prensa/MulliganInsumos.html

  4. El término original en inglés ‘racket’ significa un negocio u operación deshonesta, especialmente uno que consigue dinero por medio del fraude, extorsión, chantaje.

  5. En lenguaje figurado, lugar de intrigas y de negocios sucios.

  6. Se refiere a la ‘revolución’ conservadora contra el presidente liberal Zelaya.

  7. Como el terrorismo árabe ha servido de pretexto para tener presencia militar en Irak y Afganistán.